Sigue a tu cerebro, tu corazón no es muy inteligente.

0
1300

Que inteligente eres, mira que venir en estas fechas a pedirme otra oportunidad; sabes bien que en estas fechas suelo ser muy melancólica y débil de carácter, sabes que es mi mayor debilidad el sentirme sola y sabes que el frio aumenta mi necesidad de tener a alguien cerca de mí, me conoces bien y es por eso que siempre has sabido sacar ventaja de mis debilidades, pero a pesar de lo sonsa que soy, he podido reunir por fin el valor para decirte que no.

He comprendido por las malas y después de demasiado sufrimiento que debe de existir un balance entre las emociones y los pensamientos, y también he comprendido que no soy capaz de conseguirlo, es por eso que mi única salida es pensar las cosas detenidamente cuando estoy sola y sobreponerme a lo que mis emociones me dicten cuando estoy por tomar la decisión que ya pensé que es la mejor.

 

Mi corazón me traiciona a cada paso, es un egoísta que solo quiere seguir sintiendo afecto, aunque sea solo por momentos contados, no le importa inmolarse en el camino con tal de sentir amor, pero yo ya estoy cansada de seguir siendo la misma idiota de la que siempre se aprovechan, no solo tú, si no cualquiera que me conoce, saben que hasta ahora no soy capaz de decirle no a nadie cuando me piden perdón u otra oportunidad.

Pero ya estoy cansada de sufrir, ya estoy cansada de pasarme las noches llorando por reaccionar a los deseos de mi corazón, quiero ser feliz, quiero amar, pero esta vez será mi cerebro el que esté a cargo, voy a alejar de mi vida a todos aquellos que me hayan maltratado, especialmente a los que dicen estar más cerca de mí, porque son precisamente ellos quienes tienen el poder más grande para hacerme sufrir.

Desde hoy las decisiones importantes de mi vida las pensaré en momentos de calma, lejos de cualquier influencia de mis sentimentalismos, y me aferraré a esos planes incluso cuando quiera retractarme desesperadamente, porque seguir a mi corazón solo me ha hecho daño, así que prefiero que ahora me cataloguen de fría, de insensible, con tal de no volver a ser la burla o el juego de nadie, esta es mi nueva resolución ante la vida, y precisamente comienzo con ella al decirte: “No, ya no quiero nada contigo”, ya que has desperdiciado muchas otras oportunidades y no veo una razón lógica por la cual en esta las cosas sean diferentes, esta vez paso de ti por salud mental y emocional.

Autor: Chivy