Quiero alguien que se quede sabiendo que soy un desastre.

0
989

Dicen que a las personas nos encanta complicarnos la vida, y creo que es cierto, lo creo porque estoy convencida de que siempre será más sencillo salir adelante uno mismo, siempre será más fácil atenernos a lo que sabemos que podemos o queremos hacer, siempre será más fácil contar únicamente con lo que poseemos nosotros mismos, y porque nadie puede mentirte si no le crees, porque nuestras peores vulnerabilidades no vienen de nosotros mismos, si no de las personas que dejamos estar cerca de nosotros, de esas personas a las que les ofrecemos nuestra confianza y que dejamos de supervisar hasta tal punto que cuando nos traicionan no lo notamos hasta tener la puñalada clavada en la espalda.

Si bien es cierto que es bonito tener compañía, la mayor parte de las veces nos sale muy cara, es imposible distinguir a las personas buenas de las malas, y muchas veces por apresurarnos con nuestros juicios terminamos cometiendo grandes injusticias, es por eso que no queda de otra más que asumir que todos son buenas personas hasta que demuestren lo contrario, pero lo malo de esto es que para cuando nos demuestran que no lo eran el daño ya esta hecho, y es por eso que durante mucho tiempo decidí evitar relacionarme con las personas de forma intima, evite amistades y sobre todo evite enamorarme.

Aun así hay momentos en los que de pronto siento unas ganas enormes de llorar, aún sin tener un motivo evidente, hay momentos en los que necesito el abrazo cálido de alguien que me haga sentir protegida, hay momentos en los que no se explicar coherente mente mis acciones, hay momentos en los que me gustaría poder gritar con todas mis fuerzas hasta callar ese lamento que llevo por dentro, hay momentos en los que soy así y después todo vuelve a la normalidad, esa normalidad en la que soy auto suficiente, fuerte y valiente y que incluso puedo afirmar con toda certeza que no necesito a nadie a mi lado para ser feliz.

Sé que no soy un ejemplo de la mejor persona, o alguien muy correcta en ningún sentido, vivo mi vida de la manera en la que el corazón me dicta que es lo mejor, me equivoco, me disculpo, me caigo y me levanto de nuevo, tengo muchos defectos, pero nunca engaño a las personas ni para caer bien, ni para ganarme favores o aprecio, y aunque he intentado vivir en soledad me doy cuenta de que en realidad no puedo, o más bien no quiero, es por eso que hoy he decidido buscar a alguien capaz de compartir mi locura e incluso amarme por eso, no me interesa lo guapo que sea, o el dinero que tenga, lo único que quiero es alguien sincero, con un corazón parecido al mío y que me ame a pesar de ser un desastre.

Autor: Sunky