Siempre da lo mejor de ti, y lo mejor vendrá.

0
1047

Sé que lo que estoy apunto de decir puede chocar con la realidad de algunas personas y tienen todo el derecho de estar en desacuerdo, sé que varias personas buenas pasan por malos momentos, y se encuentran con gente que solo les hace sufrir, sé que no han hecho nada malo para tener que afrontar esas penurias y que la mayoría de las personas de buen corazón terminan levantando los pedazos de lo que quedo después de cada relación, sé que la mayoría están cansados de intentarlo una y otra vez y que pareciera que a aquellos que hacen las cosas mal les va mejor, lo sé bien porque he estado ahí, he estado en ese momento de inflexión en el que toca decidir si sigues haciendo las cosas bien, o te unes a la escoria de personas que solo utilizan a los demás para obtener lo que buscan, aquellos que parecen estar mejor que tú, aquellos que no arriesgan y solo se aprovechan y que parecen ser completamente felices.

Sé que la lógica apunta a unirse a ese movimiento de desapego total de las emociones, lo sé porque yo decidí mal y caí en el engaño de que estaría mejor siendo como los demás. Al principio parecía que así era, es curioso como las personas se aferran más a aquellos que no les demuestran mucho aprecio, es curioso ver como incluso aquellas personas que en algún momento te despreciaron cuando cambias de actitud pasan de convertirse en victimas habiendo sido victimarios, y no puedo negar que se siente cierta alegría de ver a aquellos que te hicieron daño en el mismo lugar donde tu estuviste, pero eso te convierte a ti en la persona abusiva que se aprovecha, y aunque puedes llegar a callar las voces de tu conciencia por un tiempo, después de ignorarlas se comienzan a escucharse cada vez más fuerte hasta llegar al punto en que en verdad te atormentan y no te dejan dormir.

Además de que en el intento de callar esas voces internas que te dicen que lo estas haciendo mal terminas callando también a tu corazón, terminas volviéndote insensible al dolor ajeno y al mismo tiempo te insensibilizas para amar, ese es un proceso que lleva su tiempo, pero una vez que lo haz cumplido sientes como la vida deja de brillar, dejas de percibir el corazón de los demás, te haces inmune al amor que las personas te quieran dar, e incluso terminas generando un cierto sentimiento de resentimiento hacia ti mismo, y es normal porque aquella persona que sea incapaz de amar puede ser todo menos humano, con esto quiero decir que aquellas personas que pierden la capacidad de enamorarse, la capacidad de comprometerse con los demás, dejan de ser humanos y se convierten en esbirros del infierno que caminan por la tierra, porque solo sufren ellos al mismo tiempo que hacen sufrir a los demás.

Toma mucho tiempo revertir este proceso, e incluso hay algunos que no pueden volver jamás, yo tuve la suerte de encontrarme con las personas adecuadas que me ayudaron a volver, y aunque volví a padecer por un tiempo los mismos problemas que me hicieron desear convertirme en alguien como la mayoría ya no volví a sentir las ganas de hacerlo, aprendí que es mejor tener un corazón que sienta porque aunque muchas veces toca sufrir, solamente un corazón así es capaz de amar de verdad, y al final conocí a alguien que tenía la intención de estar a mi lado, y me di cuenta de que todo había valido la pena, porque solo se necesita encontrar a una sola persona que sea la correcta para no volver a buscar nunca más.

Autor: Sunky