Las mujeres no somos el sexo débil, ni necesitamos un trato especial.

0
985

Estoy cansada de que se defina a las mujeres como el sexo débil, creo que es una idea realmente arcaica y fuera de lugar, creo que hay demasiados ejemplos en los cuales las mujeres han demostrado que pueden alcanzar los mismos logros que los hombres, muchas mujeres valientes han dejado constancia con sus propias vidas de esto y me parece una completa falta de respeto que ahora existan algunas de nosotras que buscan privilegios solo por ser mujeres, aceptar esto es lo mismo que aceptar que somos inferiores a los hombres, aceptar esto es equiparable a decir que no podemos competir en igualdad de condiciones y eso no es verdad, creo que donde existan distinciones entre hombres y mujeres habrá una batalla justa que librar, pero cuando las oportunidades se han igualado no creo que haya necesidad de buscar más, o es que ¿acaso soy yo la que no se ha enterado que somos el sexo débil de verdad?

Si bien es cierto que hay áreas donde los hombres parecen ser mejores (simplemente porque hay más de ellos) en realidad no es por la falta de competitividad de las mujeres, es más bien porque las mujeres y los hombres tenemos gustos distintos sobre a lo que nos queremos dedicar, pero como en todo hay excepciones y cuando una mujer decide abrirse paso en una área dominada por los hombres termina haciéndolo, porque los mayores obstáculos ahora solo existen en nuestras mentes, y porque aunque podamos competir en cualquier área en igualdad de condiciones, no necesitamos coincidir con los gustos de ellos, aceptar nuestras diferencias nos enriquece, la pluralidad es un aspecto positivo de las diferencias, y me gusta creer que hay un espacio en el mundo para que cada quien se dedique a lo que más le gusta, esas diferencias nos hacen buscar cosas distintas de la vida y evitar que todos nos peleemos tratando de alcanzar las mismas metas.

Y al menos en lo que a mí respecta yo no me siento inferior a nadie ya sea un hombre o una mujer, el sexo de cada uno no representa sus capacidades, somos nosotros mismos los que decidimos nuestros límites y al mismo tiempo cuanto estamos dispuestos a sacrificar por alcanzarlos, al menos para mí la vida es una carta abierta que te da lo que tú le pides si estas dispuesta a pagar el precio, en verdad me molesta que existan personas que se sientan inferiores a los demás, porque nadie está por encima de otro a menos que tú mismo le permitas ese lugar, pero algo que me molesta aún más es que quieran encasillarnos a todas las mujeres como las víctimas de los hombres, porque yo soy una guerrera valiente que no necesita tratos preferenciales por haber nacido con una vagina en vez de un pene, yo se ganarme las cosas con el sudor de mi frente y no quiero a nadie pobreteándome solo por ser mujer, no quiero la lastima de nadie porque yo no la he pedido.

Así que a las mujeres que se sientan en desventaja en algún aspecto les invito a indicar que ustedes son una parte de nosotras, pero que no nos representan a todas, que no somos todas las mujeres unas criaturas indefensas incapaces de defendernos solas, de lograr nuestras metas sin la ayuda de alguien más, si ustedes se sienten inferiores a los demás y permiten que les llamen sexo débil está bien por mí, pero no nos metan a todas en el mismo saco, porque existimos muchas mujeres que somos valientes y aguerridas y que no buscamos más que la igualdad de condiciones para poder competir con quien sea que nos pongan en frente, para mi es indistinguible si mi competencia es un hombre o una mujer, contra quien sea competiré con todas mis fuerzas y si alguien me derrota por ser mejor que yo lo aceptaré, y nunca en mi vida me verán decir que me ganaron por el simple hecho de ser mujer.

Autor: Sunky