Me gustaría encontrar a alguien que me ame en serio, así loca, rara, sola, completa…

0
592

No creo que exista una frase tan hermosa que no pueda ser destruida por un “pero”: me gustas mucho, pero… me encantaría estar contigo, pero… Ya estoy cansada de los peros en mi vida, quiero a alguien que nunca esgrima esa palabra tan desagradable contra mí, porque cuando una frase viene seguida de un “pero”, todo lo anterior por bonito, por maravilloso que sea en realidad no vale nada. El amor para serlo necesita cumplir con ciertas cualidades, si no las cumple puede ser lo que tu quieras, pero nunca será amor, el amor que no es fiel no es amor, el amor que no tiene confía no es amor, el amor que no es incondicional tampoco puede ser amor, el amor no puede ser victima de un trueque en el que se ofrece algo y se obtiene otra cosa a cambio, no puedes pedirle a nadie que te de algo, que haga algo, o que deje de hacerlo para entonces comenzar a amarle, se ama o no se ama, es tan simple como eso.

Lo que digo lo hago por propia experiencia, no es algo que me han contado, no es algo que haya leído de un libro, es algo que he experimentado en varias ocasiones y después de mucho sufrimiento he terminado por aprender que el amor así como no se puede comprar, tampoco se puede condicionar, porque aquella persona que te condiciona con algo nunca estará satisfecha, siempre querrá algo nuevo, y puede hacerte llegar a tal punto de traicionar tus intereses más importantes, tus ideales más grandes e incluso atentar contra aquello en lo que tienes fe, y tu en nombre de “ese amor” puedes llegar a hacerte tanto daño que sea irreparable, tanto que volver atrás pueda dejar de ser una opción, y sé muy bien que es difícil encontrar a alguien especial hoy en día, sin embargo, es mucho más sencillo seguir buscando entre los desconocidos, que tratar de hacer que alguien te quiera cumpliéndole absurdos caprichos.

 

Las personas cambiamos todo el tiempo, incluso debemos hacerlo, por superación propia, para darle sentido a nuestra existencia y poder sentirnos orgullosos del camino que hemos recorrido al final de nuestras vidas, yo no estoy en contra del cambio, el cambio es algo a lo que nadie puede resistirse, es algo que muchas personas necesitamos y que deseamos, pero nunca deberá de ser algo impuesto por una tercera persona, en que cambiamos y en que no lo hacemos es una decisión que solo nos corresponde a nosotros mismos, porque vivir con alguien no es venderle nuestra alma al enemigo, es intercambiar puntos de vista, es compartir emociones, es acompañarse en el camino que han decidido recorrer juntos, es apoyarse en los momentos difíciles, pero nunca será cederle nuestra independencia, no se puede ser feliz a final de cuentas cuando pierdes la libertad de pensar, de decir, de sentir, o de vestir lo que tú quieras.

Así que quizás sea más complicada mi nueva búsqueda, porque ya era compleja en un principio tratando de encontrar a alguien que tuviera los valores que considero importantes, pero me he dado cuenta que incluso más importante que eso es primero encontrar a alguien capaz de aceptarme tal cual soy, alguien que no tenga en mente remodelarme a su gusto, alguien que entienda que yo merezco el respeto de ser como decido ser, y en base a eso me quiera, ya que si alguien decide cambiarte en algo de alguna manera esta negando tu verdadero ser.

 

Será más complicado encontrar a una persona así quizás, pero ya no pienso perder mi tiempo con alguien que no pueda o no quiera aceptarme tal cual soy, porque aprendí de sobremanera que aunque pudiera ganarme el amor de alguien accediendo a sus demandas, el precio que pagaría seria demasiado alto, pues me traicionaría a mi misma para lograrlo, y si tu misma te faltas el respeto de esa manera no puedes exigir que los demás te respete, pero de todas formas ya lo intente y me quedo claro que nunca funciona cambiar para tener contento a alguien, así que si no son capaces de aceptarme mejor que se alejen.

Autor: Sunky