Quien te quiere en su vida te vuelve a buscar.

0
8092

Desde el momento en que comenzamos a salir me di cuenta que nuestra relación fluía de una forma singular, parecía como si nos conociéramos de antes, fue en ese momento en que me pregunte si en verdad existirían las vidas pasadas, o si existen personas que están predestinadas a conocerse, sé que esto suena demasiado cursi, pero no pude evitar pensar en aquellas cosas, porque la química entre nosotros realmente desbordaba.

La primera vez que nuestros labios se tocaron fue algo que nunca olvidaré, fue un beso corto y sencillo y sin embargo nunca antes sentí algo igual, parecía como si estuviéramos hechos para estar juntos, y aunque no quería emocionarme no lo pude evitar, era evidente que aquello que nos sucedía no era común, que existía algo diferente entre nosotros, y tu decías experimentar las mismas cosas que yo sentía, eso me hizo derrumbar todas las barreras que tenía, simplemente me dedique a amarte, y deje de preocuparme por salir herida.

 

A pesar de todo siempre contemple que lo nuestro podría terminar algún día, no podía imaginarme un escenario suficientemente fuerte, pero sabía que era una posibilidad, de cualquier manera, estaba feliz, porque estaba viviendo a flor de piel un romance como nunca antes, mis emociones parecían no caberme en el pecho y sentía una enorme necesidad de escribirte y decirte todo lo que me hacías sentir.

Si alguien hubiera sido espectador de todo lo que vivimos juntos, de todos nuestros sentimientos y de todas aquellas platicas interminables seguro habrían apostado por decir que nunca nos separaríamos, pero a veces la situación más absurda, aquello que menos te esperabas llega y te hace poner los pies de nuevo sobre la tierra, te hace ver que los sentimientos son fuertes, pero las personas somos vulnerables, que somos capaces de sucumbir ante las envidias y los chismes de aquellos que se han amargado, aquellos que solo quieren ver el mundo arder, aquellos que encuentras su regocijo en destruir la felicidad que sean capaces de percibir en los demás.

 

Y llego el momento en que terminamos separándonos, terminamos por darnos cuenta de que nuestro amor no era a prueba de todo, y en ese momento una enorme oscuridad se apodero de mí, no podía dar crédito a lo que estaba sucediendo y solo me dedique a negarlo como si haciendo eso pudiera cambiar la realidad, pero la resignación llega en algún momento por más necia que yo sea, y entonces decidí retomar mi vida nuevamente, aunque con pocas expectativas sobre el futuro, sobre encontrar a alguien no mejor que tu porque obviamente los hay, sino que me hiciera sentir al menos lo mismo que tú.

Pero regresaste, y a pesar de que ya lo nuestro lo daba por perdido, bastó con solo mirarte de nuevo para que todas aquellas emociones que me hacías sentir regresaran en un instante, sobre tu pregunta de si quiero intentarlo de nuevo te diré que si quiero, esta vez prometo ser más madura y proteger mejor lo nuestro, no alardeare de nuevo que nuestro amor es aprueba de todo, y esta vez tendré más presente que lo nuestro podría terminar nuevamente por algún evento que no me puedo imaginar, así disfrutaré más el tiempo que nos acaba de regalar de nuevo la vida, y así también sabrás que estoy dispuesta a dejarte para siempre si vuelves a dejarte engañar nuevamente por personas ajenas como la vez anterior.

Autor: Chivy